RSS

Dos nuevas recomendaciones cinematográficas. La revolución silenciosa (Lars Kraume,2.018) e Identidad borrada (Joel Edgerton, ídem).

En la última semana he visto dos películas que me han gustado bastante. Ambas hablan formas de oprimir al ser humano destruyendo su personalidad y anulando su libertad. En la primera nos encontramos con una dictadura estatal. En la segunda con una dictadura social, es decir construida por los prejuicios y miedos de la gente. De los dos tipos de dictadura, esta última es la más difícil de combatir, porque no basta con derrocar a un Gobierno y cambiarlo por otro más justo y democrático, sino que tienes que cambiar estructuras mentales de cientos e incluso miles  de años de antigüedad. Y es que como ya nos advirtió Lars Von Triers en Dogville, la masa puede ser tan tiránica, injusta y cruel como el Estado.

La primera película es La revolución silenciosa, película alemana que nos cuenta las vicisitudes de un grupo de estudiantes germano-orientales que en 1.956 deciden guardar un minuto de silencio en solidaridad con los revolucionarios húngaros que se han alzado en armas contra la dictadura comunista y la presencia de tropas soviéticas. Este gesto, aparentemente inofensivo, será tomado como una acción intolerable y subversiva por parte de la dirección del centro y tendrá consecuencias en las vidas de los protagonistas. No sólo asistimos al funcionamiento de la maquinaria represiva de un Estado dictatorial, sino también a la fragilidad de la amistad en determinados momentos como cuando tememos represalias o sentimos celos. También vemos familias disfuncionales, con esposas anuladas o padres que esconden terribles secretos.  Y sobre todo, vemos que nuestros actos siempre tienen consecuencias y no podemos escapar de ellas.  En el fondo, lo que nos cuenta la película es la historia de unos adolescentes que se transformarán definitivamente en adultos debido a una experiencia dura. Cuando termina la proyección, somos conscientes de que ya nada volverá a ser como antes en sus vidas. Lo cierto es que la cobardía y el no-compromiso te ahorran sufrimientos y desgracias. Pero ojala yo hubiese sido tan valiente-o temerario-como ellos.

Resultado de imagen de The silent revolution 2018 images

Resultado de imagen de The silent revolution 2018 images

La segunda película es Identidad borrada, dirigida por el también actor Joel Elgerton. Trata sobre las terapias de conversión. Estas terapias pretenden eliminar la homosexualidad de sus “pacientes” mediante una serie de sesiones que combinan la religión y el psicoanálisis. Además de ser un fraude-porque la orientación sexual no es transformable-, destruyen la personalidad de los pacientes, les hacen sentirse culpables injustamente y en ocasiones han provocado suicidios. Las terapias de conversión siguen un modelo totalitario al querer cambiar al ser humano  para conseguir crear un nuevo modelo de persona que se ajuste a los esquemas de perfección o idoneidad que los líderes de las terapias tienen en mente. Como vemos en la película, todo en esos centros es totalitario, los pacientes no tienen ninguna clase de derechos y están sujetos a las arbitrariedades y cambios de humor del “terapeuta” que se lucra con tan vil negocio. Aquí no estamos ante un totalitarismo estatal como el del régimen de la RDA de la película anterior, sino ante un totalitarismo creado por un oportunista o un cínico sin escrúpulos, y que ha sido posible por los prejuicios y la ignorancia de toda una sociedad. Porque si  el odio y el miedo a toda orientación no heterosexual no hubiesen sido tendencia mundial durante tanto tiempo, los centros que imparten las terapias de conversión no hubiesen sido posibles. A eso me refiero con que estamos ante una dictadura social o construida por la sociedad. Antes pensaba que las terapias de conversión eran simplemente un fraude, un sacacuartos, pero que tampoco había que prohibirlas. Después de ver Identidad borrada, ha cambiado de opinión. Deben ser prohibidas sin contemplaciones, porque aniquilan la personalidad y hacen un daño psíquico enorme.

Me ha gustado la película y también las interpretaciones. Sin duda, Lucas Hedges es muy buen actor y tiene una gran futuro por delante. Lo mismo digo de una Nicole Kidman insuperable como una madre que se debate entre la fidelidad a sus ideas conservadoras y a su esposo por un lado, y el amor a su hjo, por otro. Y también resulta muy convincente Russell Crowe como arcaico padre de familia. Además, el hecho de que le hayan hecho engordar para el papel le queda muy bien, porque pensamos que estamos realmente ante un hombre de la Norteamerica religiosa y tradicionalista y no ante el protagonista de Gladiator, Master and Commander  o Una mente maravillosa.

Está basada en hechos reales, lo que hace que el relato nos resulte todavía más sobrecogedor. Cuando termina la proyección te sientes aliviado por no haberte tenido que pasar por todo lo que ha pasado el protagonista, debido a que tú orientación sexual es la mayoritaria y la aceptada socialmente. Y entonces, piensas que no eres tan desgraciado y que tu vida es mucho mejor de lo que habitualmente valoras.

En fin, que ambas películas te hacen reflexionar y te das cuenta de que tu situación es afortunada comparada con la de los protagonistas de ambas historias.

Vean ambas cintas. Merecen mucho la pena.

Resultado de imagen de Boy erased images

Resultado de imagen de Boy erased images

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 19, 2019 en Uncategorized

 

Los enemigos íntimos de la democracia. Un ameno ensayo de Todorov que se lee con mucha facilidad y nos explica muy certeramente cuales son los peligros que acechan a nuestra democracia.

He disfrutado muchísimo con la lectura del ensayo de Tzvetan Todorov, Los enemigos íntimos de la democracia (Galaxia Gutenberg, 2.012). Al contrario que con Memoria del mal, Tentación del bien, que resultaba a ratos demasiado densa, críptica y metafórica, esta es una obra que se  caracteriza por su claridad, sencillez y agilidad. Lo más importantes es que tiene muchas frases certeras que he ido anotando y subrayando, porque luego las relees y piensas, y pensando, sacas conclusiones, y sacando conclusiones, aprendes cosas nuevas. Es decir, Los enemigos íntimos de la democracia, está tan bien escrita y desarrollada que es una obra que nos hace aprender, porque previamente nos pone en la situación de observar y analizar. En eso se distingue un filósofo/intelectual de verdad como fue Todorov de un vulgar tertuliano sectario y a sueldo de algún partido político como los que aparecen en la Sexta los sábados por la noche. Del filósofo aprendemos cosas, del tertuliano, mejor alejarse para que no nos inocule su odio y partidismo. La verdad es que me ha dado pena cuando el ensayo se ha terminado. Y desde luego, seguiré comprando obras de este autor, porque la lectura de sus obras me está estimulando mucho intelectualmente.

Los enemigos íntimos de la democracia parte de la tesis de que quienes amenazan más seriamente la democracia viven entre nosotros. Y no, no son los inmigrantes de otras religiones, como algunos/as, maliciosamente quieren hacernos creer. Según Todorov, “nadie pone tanto en peligro la democracia cómo tres tendencias crecientes en el mundo occidental, empezando por los Estados Unidos: el mesianismo (que dio lugar a la invasión de Irak y a otros intentos de imponer por la fuerza la democracia en el mismo), el ultraliberalismo (el imperio de la economía por encima de la política, el desmantelamiento del Estado del bienestar) y el populismo y la xenofobia (el miedo al extranjero, el nacionalismo excluyente”).

El hilo conductor de esta obra es la disputa teológia e intelectual que tuvo lugar en el siglo IV d.C. entre Pelagio y Agustín de Hipona (más tarde, San Agustín) y, como esa manera de categorizar conceptos y de describir el mundo que tenían ambos contendientes, ha ido con el paso de los siglos, definiendo todo el futuro pensamiento político occidental. Todas nuestras visiones del mundo, de la sociedad, del ser humano, estaban ya,-según Todorov- en esos autores. Y todos tendemos más hacía uno u otro. Yo, hacía Pelagio, lo tengo clarísimo. Y ese asunto de la disputa entre ambos pensadores, luego nos lleva al asunto de los mesianismos, neoliberalismos/ultraliberalismos y populismos xenófobos/excluyentes que hoy amenazan nuestras democracias, aunque aparentemente no tenga nada que ver. Pero es que Todorov nos lleva de una tema a otro de manera sutíl y con un estilo magistral, sin que nos demos cuenta. Y cuando terminamos el libro, hemos leído sobre muchísimos temas, hemos aprendido un montón y lo más importante, hemos disfrutado una barbaridad con esta lectura.

Resultado de imagen de los enemigos intimos de la democracia resumen

Resultado de imagen de todorov imágenes

Tzvetan Todorov (1.939-2.017).

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 18, 2019 en Uncategorized

 

De como el régimen de aislamiento lleva al suicidio de muchos presos.

La cuarta parte de los suicidios en prisión se produce mientras el interno sufre alguna forma de aislamiento.

Por Javier Ramajo.

Instituciones Penitenciarias dice en una instrucción que “el tiempo que el interno está en régimen cerrado ha de ser el imprescindible para reconducir sus conductas”. Según datos oficiales, 183 personas llevan más de cinco años en régimen cerrado y 249 personas más de tres años. “Eso no es reinsertar, es torturar”, denuncia Maribel Mora.

La Constitución proclama la reinserción social y la rehabilitación como finalidad de las penas privativas de libertad, “pero luego, la práctica es la que es”, apunta una abogada con amplia experiencia con presos de primer grado.

“Las penas privativas de libertad y las medidas de seguridad orientadas hacia la reeducación y reinserción social”, dice el artículo 25.2 de la Constitución Española. Instituciones Penitenciarias tiene establecido que la clasificación en primer grado (régimen cerrado) debe ser  “excepcional, transitoria y subsidiaria”. Pero los datos muestran que hay muchos presos en esa situación y por mucho tiempo. Y, en ocasiones, con una consecuencia insalvable, extrema: hasta en una cuarta parte de los casos de suicidio en las cárceles españolas, los presos se quitan la vida  durante el tiempo que se encuentran en situación de aislamiento o incomunicación.

Así ocurrió en el caso de Raquel E.F., que se suicidó en la cárcel catalana de Brians el 11 de abril de 2.015 tras pasar los últimos siete meses de su vida en régimen de aislamiento. La Generalitat ha ido a juicio por ello. No fue el único caso, y a tenor de los datos  a los que ha accedido eldiario.es Andalucía, es más común de lo que pudiera parecer. Un régimen restrictivo y oscuro que acaba con la máxima expresión de la desesperación, del que también es ejemplo José A.Serrano, que murió el 14 de octubre de 2.016 tras 18 años en situación de aislamiento. “No hay límite establecido. No hay tratamiento para ellos. Están abandonados a su suerte. Son muertos en vida”, resume a este periódico la que fue su pareja, Silvia Encina.

Y es que existe un alto porcentaje de personas presas que se suicidan mientras  se encuentran en alguna modalidad de aislamiento prevista en la normativa penitenciaria. Según los datos oficiales a los que ha accedido este periódico, de los 23 suicidios consumados en 2.015 en prisiones españolas, en cinco de ellos el interno sufría alguna forma de aislamiento; en 2.015, en seis de los 23 suicidios, el interno estaba “aislado”; en 2.017, la situación de aislamiento estaba presente en seis de los 27 suicidios consumados en prisiones españolas. Es decir, aproximadamente una cuarta parte de los suicidios que se registran en las cárceles cada año sucede mientras el interno está en alguna modalidad de aislamiento.

El régimen cerrado es el más duro y estricto en el sistema penitenciario, el de mayor vigilancia y control. Los internos están separados del resto, en celdas individuales, y limitaciones en las actividades en común. En su modo de cumplimiento, tiene analogías con el aislamiento en celda, reconoce Instituciones Penitenciarias en su `Clasificación y destino de penados´.

Resultado de imagen de Régimen de aislamiento en cárceles imágenes

“Carácter excepcional”

Instituciones Penitenciarias establece que la aplicación del régimen cerrado no supone una sanción y tiene un “carácter excepcional” que “debe ser entendido como la última solución, cuando no existan otros mecanismos disponibles, dado que se trata de un régimen de vida que intensifica la desocialización y dificulta la reintegración y la reinserción del interno” como proclaman los mandatos constitucionales.

“El tiempo que el interno esté en régimen cerrado ha de ser el imprescindible para reconducir sus conductas y actitudes hacia el régimen ordinario”, dice la Instrucción, que indica también que, en razón a su carácter subsidiario, “su aplicación exige descartar las patologías psiquiátricas graves descompensadas que hayan de ser abordadas de forma especializada”.

Según la diputada de Adelante Andalucía, Maribel Mora, “mal se aviene esta teoría con los datos proporcionados por la Administración: 183 personas (164 hombres y 19 mujeres) llevan más de cinco años en primer grado y 249 personas (224 hombres y 25 mujeres) llevan más de tres años en régimen cerrado, dentro del primer grado. Es para volverse loco. Eso no es reinsertar. Es torturar. van a morir más. Es una aberración”.

De los aproximadamente 50.000 penados en España, hay alrededor de un millar clasificados en primer grado de tratamiento (personas con peligrosidad extrema o una manifiesta y grave inadaptación a los otros grados). En torno a un 4%, según Mora, en un momento dado se encuentra en situación de aislamiento por habérsele aplicado alguna limitación regimental del artículo 75 del Reglamento Penitenciario, cumpliendo una sanción de aislamiento en celda o situación de aislamiento provisional. “Resulta evidente la incidencia estadística de las situaciones de aislamiento en los suicidios de personas bajo de la administración  penitenciaria, denuncia Mora. Paradójicamente, varios suicidios se han producido después de que el director del centro acordara la medida “para salvaguardar la vida o integridad física del recluso”, según reza el artículo 75.2.

Teniendo en cuenta que la depresión es uno de los factores más asociados a la conducta suicida, a Mora le resulta “llamativo” el bajo índice de depresiones previas diagnosticadas que “indudablemente tiene que ver con el gravísimo déficit de personal sanitario que sufren las prisiones españolas y con la deficiente estructuración de las plantillas, más fundamentadas en perfiles regimentales que tratamentales. Faltan psiquiatras, faltan psicólogos”, como ocurre por ejemplo en el Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla.

“Es muy difícil salir de ahí”.

La abogada Cristina Madero, con amplia experiencia con internos de primer grado, opina que “hay  personas que se tiran muchísimos años en primer grado, el más restrictivo, en alguna de sus dos modalidades. De lo establecido en el artículo 91.3 es muy difícil salir, por la propia forma en que está formulado. Tienen tres horas de patio al día, muchas veces salen solos y, aunque la ley establece que debe haber un tratamiento penitenciario, no hay actividades ni un tratamiento individualizado para estas personas, con lo cual  están olvidadas y su único contacto son los funcionarios a través de un telefonillo”.

La letrada explica que “estar tanto tiempo encerrado y aislado,  sumado a que son personas con problemas de conducta, pues multiplica la tensión. Cualquier problema que les pueda surgir (una avería de la televisión o un retraso en la comida, por ejemplo), genera una  respuesta más  violenta o agresiva. Es un poco la pescadilla que se muerde la cola. Conozco a personas que han estado así hasta 15 años”, señala.

Alude también la abogada a la reinserción social y la rehabilitación que proclama la Constitución, “pero luego la práctica es la que es”, indica. “Parte de la regulación de las modalidades de primer grado está contemplada en circulares e instrucciones de Instituciones Penitenciarias que no tienen rango de ley. Se aplican, están funcionando, pero yo entiendo que existe una vulneración del principio de legalidad, porque la restricción de derechos fundamentales tendría que venir por rango de ley orgánica y no por una disposición normativa de la administración, a muchas de las cuales además es difícil acceder porque no se publican en boletines oficiales”, explica.

Silvia Encina, abogada, cuya pareja murió en la cárcel tras 18 en aislamiento, señala que, pese a que la normativa hable de situación transitoria, la verdad es que “no hay establecido el límite, mientras duren las circunstancias”. Está permitido. Conozco a gente con 35 años de aislamiento, completamente desquiciados, sin tratamiento, deteriorados a nivel mental, porque progresar ahí es nulo. No se les permite relacionarse. Las personas les molestan y siguen ahí eternamente. Son muertos en vida. Sus condiciones de vida son repugnantes. La situación, en general, es de abandono absoluto”, comenta.

https://www.eldiario.es/andalucia/sistema_penitenciario-carceles-regimen_de_aislamiento-suicidios_0_857064454.html

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 18, 2019 en Uncategorized

 

Gastro Tortilla. Una estupenda y económica opción para cuando no sabeís donde comer.

Ayer tuve la grandísima fortuna de probar un sitio sencillo, bueno y sobre todo económico. Se trata de Gastro Tortilla, un lugar especializado en tortillas de patatas, donde podrás probar estas rellenas de los más variados productos. Yo probé dos y ambas me encantaron. Probé  la tortilla rellena de Setas a la plancha con queso de Cantabria y pimienta negra molida, primero, y la de Foie en lascas con desmigado de jamón ibérico, después. Quería probar una tercera tortilla rellena, pero viendóme ya muy lleno, por prudencia, desistí. Con dos porciones de tortilla acompañados de un pan de calidad que te ponen los empleados sin necesidad de que tú tengas que pedirlo, comí muy bien y me llené. Esas dos porciones, me costaron cada una 3,50 E y la botellita de agua, 1,50 E. En total, comí por 8,50 E. Mereció la pena, sin duda, y desde luego, volveré en unos días. Animo a todo el mundo a que se pase un día y lo pruebe. 

Tengo pendientes otras tortillas rellenas de  otros sabores, entre ellos:

  • Pollo con tiras salteadas en salsa de curry de Madrás.
  • Pimientos rojos asados a la llama y cebolla glaseada.
  • Carne de ternera picada y estofada con tomate especiado y queso de Cantabria

Gastro Tortilla. Calle Eloy Gonzalo, 20, 28010 Madrid  91-7047910 M: Quevedo (L2) e Iglesia (L1). Cierra los Domingos.

Aquí abajo, podeís encontrar la carta.

https://www.facebook.com/La-Gastrotortilla-308924189975404/

La imagen puede contener: 2 personas, personas sonriendo, personas sentadas

Resultado de imagen de Gastrotortilla Madrid

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 14, 2019 en Uncategorized

 

De cómo en El Salvador se venció a la minería a cielo abierto y ahora se lucha porque el acceso al agua sea un derecho.

El artículo de hoy viene a recordarnos una vez más que cuando se lucha con uñas y dientes y sin descanso, al final se gana. Pero, las victorias nunca no son definitivas, y por eso, nunca se debe bajar la guardia. Porque las fuerzas del gran capital y sus lacayos (los partidos de la derecha y el centro) tratarán de contratacar a la primera para revertir las conquistas sociales conseguidas  y si lo consiguen, intentarán que esa reversión sea definitiva e intocable. La única lucha que seguro que se pierde es la que se abandona.

El ejemplo de las mujeres de las que habla el artículo es admirable. Su tenacidad, su valor y los resultados por ellas conseguidos son un estímulo y un ejemplo para quienes luchan en otras partes del mundo contra el monstruo neoliberal.  Aprendamos de su lucha.

Defensoras del agua en El Salvador, un ejemplo de organización comunitaria.

Diana Delgado y Maitane Arri.

El Salto.

Esta de hoy es una historia de éxito. Es la historia de un país, el primero en el mundo, que consiguió parar la minería a cielo abierto con una ley aprobada por unanimidad en el Congreso. Es la historia de un movimiento comunitario y solidario que defendió durante 12 años su territorio y sus ríos, una movilización liderada por mujeres, como Vidalina Morales.

Más de una década  de movimiento comunitario incansable, en el que se fue construyendo poco a poco una resistencia a los proyectos mineros, una organización que ha ganado una partida, la de la minería, pero que sigue saliendo a la calle para lograr que el agua siga siendo un derecho fundamental para la vida en El Salvador.

El Salvador es un país pequeño, con una extensión poco mayor que la provincia de Cáceres, por poner un ejemplo. Pero mucho más poblado. El más densamente poblado del continente americano. Muchas personas tienen que ir a buscar el agua a la fuente o al pozo. Y se están quedando sin agua:”estres hídrico”, lo llaman . Principalmente, porque cuando llueve, la orografía del terreno, sumada a la gran deforestación de algunas zonas, no permite que el agua se filtre, sino que va directa al mar. Pero también por el cambio climático, por la contaminación y por una gestión política mercantilista e injusta del acceso agua.

Además de escasa, es de mala calidad. El 90% del agua salvadoreña está contaminada, llena de químicos como el glisofato. Poca agua, privatizada y de mala calidad. Y en este contexto de violación de los derechos humanos más fundamentales para la vida, llega una empresa minera canadiense a El Salvador a querer terminar con la poca que aún les quedaba.

Pacific Rim consiguió del gobierno un permiso de exploración en el departamento de Cabañas, al norte del país, allá por 2.004. Es en ese momento cuando Vidalina Morales empieza a trabajar con la Asociación de Desarrollo Económico y Social de Santa Marta(ADES).

Su trabajo consistía en situar el tema de la minería en las comunidades, fortalecer la lucha local y visibilizar la problemática. A tiempo completo. Como hormiguitas, ella y sus compañeros fueron desenmascarando al monstruo. Consiguieron incluso un informe elaborado por Robert Morán, un experto norteamericano que pudiera decirles con imparcialidad si habría impactos contaminantes si se abría la mina de oro en la región.

La comunidad ya estaba sembrada. Como explica Vidalina, el espíritu comunitario y revolucionario de esta zona es histórico: “la comunidad de Santa Marta fue primero expulsada de El Salvador a Honduras durante el conflicto armado en 1.981. Durante los siete años que estuvieron allí se organizaron en los campamentos y, organizados, decidieron regresar a El Salvador. A la vuelta pusieron en marcha un proyecto de educación popular, en los noventa se forman asociaciones, nace Radio Victoria, una comunitaria que ha sido fundamental en la lucha contra la minería. Es una comunidad que estaba muy ligada a la teología de la liberación, algunos fueron guerrilleros en los años ochenta…”

Y después…el miedo. Sin ser una guerra, fueron asesinadas cinco personas. Amenazas, golpes. “El miedo se siente-dice Vidalina-, pero una tiene la convicción de que si le toca a una, pues es un camino que habrá que recorrer”.

Resultado de imagen de Vidalina Morales

Vidalina Morales.

Mujeres en primera línea.

Las primeras en manifestarse fueron las mujeres. Las primeras también en sufrir los golpes. “Cuando asesinaron a Dora, me pidieron que fuese a acompañar a su familia en los días del entierro. Yo tenía mucho miedo, porque estábamos todos amenazados, pero fui en la mañana para acompañarles”. Dora Sorto estaba embarazada de 8 meses y llevaba en us brazos a un niño de dos años, que también fue herido a balazos.

Las mujeres no se apartaron de la primera línea. Por eso, en 2.012, las empresas mineras cambiaron la estrategia y empezaron a amenazar a los hijos de las personas más visibles del movimiento de resistencia.

Vidalina Morales habla de feminismo como de defensa de los bienes comunes, porque las mujeres dependen más directamente de los recursos naturales, viven en contacto con la tierra y el agua. El discurso de Vidalina en las comunidades es claro. Si nos quedamos sin agua, serán las mujeres las que tendrán que levantarse más temprano para ir a buscar el agua. Sin embargo, “los grupos feministas de El Salvador se han mantenido un poco al margen de la lucha por los bienes comunes y yo les digo que, sin menospreciar la lucha por los derechos de las mujeres que ellas llevan a cabo , es muy importante luchar por lo que nos permite vivir, porque, ¿quién vive sin agua? ¿Quién vive sin alimento o aire sin puro?.

En marzo de 2.017, tras 12 años de lucha imparable de las comunidades, se aprueba por unanimidad en el Congreso la ley contra la minería metálica en El Salvador. A partir de entonces, ninguna empresa minera podrá emprender actividades de exploración, extracción, explotación y procesamiento, ya sea a cielo abierto o subterráneo.  Además de la lucha popular, “la presión de la Conferencia Episcopal fue muy importante para que los diputados de a derecha accedieran a votar. También Caritas, por ejemplo. Y por supuesto, las radios comunitarias”.

Resultado de imagen de Asociación de Desarrollo Económico y Social de Santa Marta

A por la ley general del agua.

Se acabó con la minería, pero las comunidades tienen claro que no pueden bajar la guardia. La ley contra la minería depende aún de cómo se conformen las mayorías del Congreso, y hay muchos intereses que pugnan por hacerse con los recursos de El Salvador.

“El tema sigue vigente, porque los minerales siguen ahí, tenemos la maldición de tener oro. Luego si hay un cambio de gobierno pues es un riesgo. Por eso estamos en una campaña continua con la población para que conozcan el contenido del marco jurídico (son unos 10 artículos) y esto nos permite seguir organizados por si en cualquier momento necesitamos volver a movilizarnos”. El mes pasado, la movilización popular logró parar un nuevo intento de la derecha por incorporar a la empresa privada en el ente público que dirige las políticas hídricas del país, con apoyo de la Universidad de El Salvador, sindicatos y organizaciones ecologistas. El presidente del Gobierno, Salvador Sánchez Cerén, del FFMLN, reiteró que no se privatizará el agua mientras él siga como presidente.

Sin embargo sigue pendiente la propuesta de las comunidades para una ley general del agua, sobre la mesa desde 2.012. Esta propuesta define el agua como derecho, establece un ente rector totalmente público y garantiza la participación comunitaria en la protección del vital líquido. Además de blindar este derecho, se pide también una ley que proteja las semillas criollas. Porque, como dice Vidalina, ¿quién vive sin agua?, ¿quién, sin alimento o aire puro?

Resultado de imagen de Asociación de Desarrollo Económico y Social de Santa Marta

Resultado de imagen de Imágenes de San Salvador

Vista aérea de San Salvador, capital del país.

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 13, 2019 en Uncategorized

 

La silla del águila (Carlos Fuentes, 2.003). Una sublime novela sobre los círculos del poder político en México.

He estado disfrutando una barbaridad con la lectura de La silla del águila (Carlos Fuentes, 2.003,  Ed. Punto de lectura). Esta es una novela epistolar-es decir escrita en forma de cartas que se dirigen los  múltiples protagonistas de la historia- y que nos muestra a una serie de personajes a cual más arribista y ambicioso que tienen en común  el intentar conseguir detentar el poder en México al precio que sea. A lo largo de sus páginas somos testigos de como quienes aspiran a controlar los destinos del país azteca son seres desalmados y vengativos, carentes del menor escrúpulo y cuyos móviles, además de la ambición desmedida, son el rencor y la venganza. Además, todos necesitan ser taimados y falsos para sobrevivir, porque el mundo de la política en México se nos muestra como una jungla, en la que para medrar, nunca se puede ser  ni sincero ni idealista. Según la mágica prosa de Fuentes nos va atrapando, necesitamos seguir leyendo y saber más sobre los personajes. Lo que en el medio televisivo no hubiese pasado de ser un culebrón más, en el medio literario, se convierte en una obra de arte.  La novela nos muestra la naturaleza criminal, corrupta y mafiosa del Estado mexicano. Por allí desfilan los caciques provinciales-que actúan como virreyes en los respectivos territorios que controlan- los gobernadores civiles, las élites de los partidos políticos PRI, PAN y PRD, el siempre controvertido mundo sindical mexicano, sobre el que siempre sobrevuelan las acusaciones de corrupción y nepotismo, la patronal, los representantes del crimen organizado, los funcionarios y burócratas y la vigilante y amenazante presencia del vecino del norte, Estados Unidos,  siempre deseoso de recortar soberanía y libertad a un México al que contempla con inquietud y desprecio.

Lo único que lamento es haber tardado tanto en descubrir el indescriptible talento de Carlos Fuentes, uno de los principales representantes del boom iberoamericano de los años 60 y 70.  Aunque los protagonistas y el Presidente son ficticios, todo resulta muy creíble. Publicada en 2.003, la historia transcurre en 2.020, en un México donde el entorno del Presidente, maniobra en secreto, formando minúsculas camarillas para hacerse con el poder, antes de que otros se le adelanten.

Entre tanto canalla, sólo un ser tremendamente desamparado, condenado a la soledad, nos producirá compasión. El resto, sólo viven por y para saciar su sed de poder. La precisión conque Fuentes retrata anímica, psicológica y moralmente a estos personajes, demuestra que estamos leyendo a un maestro. A un autor que en vida se ganó por derecho propio un puesto entre los inmortales de la Literatura.

Resultado de imagen de La silla del aguila

Resultado de imagen de carlos fuentes escritor

Carlos Fuentes (1.928-2.012).

 
Deja un comentario

Publicado por en marzo 24, 2019 en Uncategorized

 

Caambrosio. Un bar de tostas y raciones deliciosas y donde además te tratarán maravillosamente bien.

Ayer estaba paseando por la zona de la Plaza de Jacinto Benavente, concretamente por la calle de la Bolsa, cuando sentí curiosidad por un bar en el que nunca había estado. Me recibieron muy amigablemente y me dispuse a comer en una de las pequeñas mesas del local. He de decir que todo estaba buenísimo, y los precios eran razonables. El trato que me dio la dueña fue extraordinario. De hecho, pocas veces me han tratado así de bien. Salí de allí con unas sensaciones de  satisfacción y optimismo dificilmente igualables. Desde luego volveré.

De primero, comí una tosta de salchichón ibérico curado. Mientras me la estaba comiendo, me pusieron una tapa de mini paella, de lo más sabrosa.  Y después, otra consistente en un trozo de queso con un pimiento rojo por encima. De segundo, me pedí media ración de albóndigas. También deliciosas.  Todo esto, más los dos refrescos que consumí, me salieron por 14 euros. Desde luego que mereció la pena.

La lástima es que incomprensiblemente, este establecimiento no aparece en Google, por lo que no puedo suministrar el teléfono ni poner fotografías. En cualquier caso, aventurense a probarlo cuando tengan un hueco.

El sitio se llama Caambrosio y la dirección es C/ de la Bolsa,3.  M: Sol (L3 y L2) y Ópera (L2). Anteriormente se llamaba Riki.

 
Deja un comentario

Publicado por en marzo 24, 2019 en Uncategorized