RSS

Archivo de la categoría: Ciudadanía

Informe de Amnistía Internacional acerca de la situación de los Derechos Humanos y las Libertades en la España actual.

Reproduzco a continuación un texto de Manu Mediavilla,(@ManuMediavilla), colaborador de Amnistía Internacional, escrito  el 30 de junio de 2.017.

Dos años después-los cumple el sábado-, la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana (LOSC) ha conseguido amordazar a más gente de la que ha multado. Que ha sido mucha (285.819 sanciones), y que en muchos casos (34.000 en 2.016) ha “castigado” conductas amparadas por los derechos de reunión, expresión e información.

Las imprecisiones legales y la discrecionalidad policial-incluidas identificaciones masivas de manifestantes-han creado un ambiente de temor que ha conducido a la autocensura informativa y a la desmovilización ciudadana, lo que justifica el apelativo de “Ley Mordaza” con el que la conocen activistas, organizaciones sociales y periodísticas.

Así lo recoge Amnistía Internacional en su informe: “España. los activistas sociales y el derecho a la información en el punto de mira. Análisis sobre  la Ley de Protección de Seguridad Ciudadana“. Un texto que confirma las preocupaciones expresadas por  la propia organización de derechos humanos, e incluso por expertos de las Naciones Unidas, cuando el Partido Popular hizo valer su mayoría  absoluta para aprobar en solitario la norma en 2.015.

Desmovilización social.

Los testimonios recogidos por Amnistía confirman ese escenario de “mordaza expansiva” derivado de la OSLC. Como apunta Sara López, que presta asesoría jurídica en Legal Sol, “las identificaciones masivas llevadas a cabo por la policía en las manifestaciones o concentraciones, aunque luego no acaben en multas, consiguen que la gente normal y corriente se desmovilice ante el miedo de poder ser multada”.

La primera consecuencia de la ley, según coinciden varias personas consultadas por Amnistía Internacional, ha sido un efecto desmovilizador , que se refleja en el número de manifestantes (37.861 en 2.014, 28.890 en 2.016). Además, muchos activistas y colectivos sociales se sienten “vigilados”, cuando no indefensos ante la discrecionalidad de los agentes policiales en la aplicación de la norma.

Celia y otros integrantes de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca(PAH) de Valencia no pudieron protestar en un mitín electoral de Rajoy: aún sin portar signos externos. La policía les cortó el paso diciendo que “sabían que íbamos a liarla”, y a continuación identificó, retuvo y “confiscó todo” al grupo, que tuvo que recoger sus cosas al final del acto o incluso días después en dependencias policiales.

La discrecionalidad policial se dibuja en las 12.000 sanciones (artículo 36.6, multas de 601 a 30.000 euros) por desobediencia o resistencia  a la autoridad, por negativa a identificarse o por hacerlo con datos falsos o inexactos; muchas veces en manifestaciones o protestas sin incidentes violentos o ejerciendo las libertades de expresión e información. Y otro tanto sucede con las 19.500 multas por “faltas de respeto o consideración” a agentes policiales, a quienes corresponde interpretar este concepto tan impreciso. Las faltas de respeto ya estaban en el Código , pero la reforma de 2.015 las ha llevado al ámbito administrativo, lo que aleja la tutela judicial efectiva de la ciudadanía, y aumenta la potestad sancionadora del poder ejecutivo.

Censura camuflada y autocensura.

En el ámbito periodístico, la ley está abocando a la censura camuflada, como subraya Yolanda Quintana, secretaria general y coordinadora de la Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI), porque “lo que está calando es que no se puede grabar a la policía”, cuando “en realidad no es así” y la ley sólo prohíbe difundir imágenes cuando se dan situaciones concretas”. La amplia discrecionalidad policial otorgada por la LOSC y el consiguiente temor a una sanción-sobre todo para freelancers, informadores y comunicadores sin un medio detrás-conduce también a la autocensura. Y todo ello pone en serio riesgo el derecho a la información de la ciudadanía.

Más allá del número de sanciones por el uso de imágenes (12 en seis meses de 2.015 y 32 en todo 2.016), la práctica cotidiana del periodismo libre en materia de seguridad ciudadana se ha convertido en una carrera de obstáculos.

Amnistía Internacional recoge casos como el de Asier López, multado inicialmente- la Subdelegación del Gobierno en Guipúzcoa acabó retirando la sanción por “defectos formales”- por publicar dos fotos de una detención anunciada en el “momento en el  que se trasladaba a la detenida desde su casa hasta  el coche policial”, una imagen que aparece  en los medios de comunicación diariamente. O como el de Mercé Alcocer, de Catalunya Radio, multada porque “la policía me acusó de saltarme el cordón policial, una línea imaginaria” y sin tener en cuenta que “en cuanto el policía me dio el alto, me giré y paré”. Aunque recurrió la sanción, la administración denegó la práctica de pruebas solicitadas, como el visionado de las cámaras de seguridad, que corroborarían su versión.

O como el reciente de la periodista Cristina Fallarás, sancionada bajo acusaciones que ella desmiente, de desobedecer a  agentes policiales y negarse  a identificarse. Fue durante una concentración en mayo- era una de las  personas convocantes-ante la Embajada de México para protestar por los asesinatos de periodistas en ese país, cuando un agente le exigió que subiera a la acera pese a que “la propia policía había cortado el tráfico para facilitar la concentración y no circulaba  ningún coche por allí”. La denuncia dice que invadió la calzada “animando a otros a cortar la calle”, un relato que la periodista niega tajantemente.

Procedimiento sin garantías.

Al final, según coinciden los testimonios recogidos por Amnistía Internacional, muchas personas optan por pagar la multa “aunque sea una sanción por el legítimo ejercicio de los derechos humanos”. Una mala noticia para estos, que tiene mucho que ver con la dificultad intrínseca del procedimiento administrativo sancionador, que no goza de garantías suficientes y que podría llevar, como advirtió un activista de la PAH en Málaga, a un abuso de poder del Estado.

Entre los déficits apuntados, Amnistía Internacional cita la “presunción de veracidad” del agente policial en estos procedimientos que hacen pensar a muchos abogados que las posibilidades de éxito son mínimas cuando “no hay testigos”. También son problemas añadidos los costes de la asistencia jurídica de letrado y procurador en el caso de recurrir la multa ante los tribunales, así como el pago de tasas judiciales. Además, no habrá ya opción a la rebaja de sanción por abonarla durante el período voluntario, lo que en ese contexto de incertidumbre y costes adicionales, favorece el “pago resignado” de la multa.

Amnistía echa también en falta mecanismos independientes de investigación y rendición de cuentas para controlar la actividad policial. El Ministerio del Interior aceptó reunirse con la organización para tratar la cuestión, y aseguró que los hay y que la Inspección de Personal y Servicios de Seguridad se encarga de atender las denuncias y quejas ciudadanas en ese ámbito. Sin embargo, Amnistía Internacional considera que este órgano carece de las funciones y competencias adecuadas para un mecanismo independiente de supervisión de la actividad policial. Depende directamente de la Secretaría de Estado de Seguridad, carece de iniciativa propia-sólo puede emprender investigaciones por orden expresa del titular de la misma-no rinde cuentas públicamente de su actuación, y el objeto de sus posibles investigaciones es prevenir que se repita lo ocurrido, más que sancionar la conducta indebida o proporcionar restitución a la víctima; tampoco tiene competencia para examinar la actuación de las policías locales o autonómicas.

Más información en: https://www.amnesty.org/es/countries/europe-and-central-asia/spain/report-spain

https://www.infolibre.es/noticias/politica/2015/09/30/seis_ejemplos_como_espana_vulnera_los_derechos_humanos_civiles_los_ciudadanos_38516_1012.html

http://www.publico.es/politica/espana-vivido-2004-mas-600.html

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en noviembre 12, 2017 en Ciudadanía

 

Revelador artículo sobre familias en situación precaria y diferentes grupos de edad en situación de exclusión social.

Aquí traigo un artículo de Sara Méndez y José A.Llosa sobre la precaria situación económica en que viven muchísimas familias españolas. Por ejemplo, muchas se ven abocadas a vivir exclusivamente de la pensión del abuelo, porque todos sus miembros están desempleados y los que no, son demasiado jóvenes como para formar parte del mercado laboral. También se nos habla de como el Estado lleva décadas desentendiéndose de llevar a cabo políticas de ayuda a las familias, y como estas sobreviven malamente con el apoyo mutuo que se prestan sus miembros. De cómo aquí los hijos tardan en irse de casa algo más de una década que en Suecia(eso los que lo consiguen). De como el paro juvenil en Español es tres veces el de Suecia y más de seis veces el de Alemania. De como somos el segundo país de la UE  en pobreza infantil. De como sectores laborales que hasta hace poco eran estables han dejado de serlo y han pasado a formar parte del cada vez más amplio grupo de los precarios y temporales. De como el fracaso escolar o mejor dicho, abandono escolar es casi exclusivo de las familias económicamente débiles.De como el neoliberalismo ha acabado con la familia en los países mediterráneos. Ojala se hablasen más estos temas en los medios en vez de tenernos con otros que son sólo cortinas de humo para que no veamos lo que pasa.En fin, lean este artículo porque es de una actualidad y una calidad informativa que no tienen desperdicio.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=232259

Resultado de imagen de familias españolas pobreza imagenes

Imagen relacionada

Cada vez más gente rebusca entre las basuras para poder comer algo. Esta es la España de Rajoy.

 
Deja un comentario

Publicado por en octubre 4, 2017 en Ciudadanía, Unión Europea

 

Entrevista al historiador José Álvarez Junco acerca de la crisis catalana.

En medio de esta crisis, que es lo que tenemos en Cataluña, se agradecen opiniones sensatas como la de José Álvarez Junco, prestigioso historiador y columnista que es además, una de las personas que mejor conoce el fenómeno nacionalista. Tenemos un problema muy grave, pues una de la Comunidades Autónomas más ricas se nos quiere independizar. Esto supondría la pérdida de alrdedor del 20% del PIB español. Con el consiguiente desplome del nivel de vida, pues retrocederíamos a los niveles de los años 60, con lo que eso significa. Y claro, una vez independizada Cataluña, los nacionalistas vascos también querrían la independencia, y otro 20% de PIB menos, con lo cual ya no estaríamos en la década de 1.960, sino en la de 1.940, en la posguerra, y los nacionalistas vascos, también se querrán llevar Navarra, que será un 12 o 15 % del PIB. Es decir, las tres CC.AA más ricas de España independizadas, y nuestro nivel de vida, por los suelos. Pero el de los catalanes, navarros y vascos también, porque rechazados por todas las instituciones europeas,- que no reconocerían las independencias-, se verían reducidos económica y políticamente al nivel de Moldavia, Albania o Georgia.Es decir, los países más pobres y aislados de Europa. El problema es que se ha permitido desde el Gobierno central que el nacionalismo adoctrine a la gente durante décadas. Las instituciones han sido puestas al servicio del proyecto nacionalista. A la población catalana se la ha adoctrinado en el nacionalismo, y sobre todo en el odio hacia todo lo español, la Historia ha sido tergiversada y falsificada en los libros de texto, etc. A eso hay que añadirle la marginación social y laboral de toda aquella persona que no comulgue con el ideario nacionalista impuesto desde la Generalitat. En Cataluña se vive una dictadura social-cultural del nacionalismo. Y lo triste es que la izquierda apoya ese estado de cosas, pues considera que los nacionalismos periféricos son progresistas, cuando son insolidarios, egoístas, clericales y neoliberales. De hecho, tanto PDCAT (antigua CIU), como PNV son partidos democristianos, que en materia religiosa son más papistas que el Papa, y defienden todas las contrarreformas neoliberales). Este referéndum es unilateral e ilegal. Para poder celebrarse se debería cambiar la Constitución. Supone una huida hacia adelante de lo mas irresponsable, pero ya típica de los nacionalistas. Se está quebrando la convivencia en Cataluña agitando un nacionalismo insano y sectario. Dicho esto, también quiero condenar las acciones del Gobierno de Mariano Rajoy prohibiendo conferencias y debates sobre el Referéndum catalán, pues con estas medidas está atacando las libertades de expresión y reunión,. algo a lo que  ya nos tiene acostumbrados-, y está complicando todavía más la ya por sí delicada situación política de las relaciones entre Cataluña y el resto de España. La derecha haría bien en darse cuenta que este conflicto no se resuelve exclusivamente por las vías judicial y policial, y la izquierda haría bien en darse cuenta de que el nacionalismo nunca es progresista y lleva consigo el gen de la desigualdad, el privilegio y la exclusión en su seno. La izquierda debería abanderar la causa de la unidad de España si quiere tener credibilidad en materia autonómica y territorial. No puedes ganar unas elecciones generales apoyando a  los partidos que quieren destruir tu país o mostrando ambigüedad en un asunto tan importante. Nos estamos jugando mucho. Si Cataluña se independiza, todos vamos a vivir mucho peor, sobre todo los que vengan después que nosotros. ¿Qué futuro les espera a nuestros hijos?. ¿Qué nivel de vida van a tener? ¿Qué perspectivas de futuro en un país amputado?. ¿Qué credibilidad e imagen vamos a tener en el exterior si no hemos sido capaces de evitar una secesión?.

http://www.eldiario.es/politica/entrevista-Alvarez-Junco_0_691531011.html

Imagen relacionada

El adoctrinamiento ideológico intensivo de los nacionalistas desde 1.980 ha dado resultados. A día de hoy, los independentistas son la mitad de la población catalana en edad de votar. Y desde los sucesivos Gobiernos centrales no se ha hecho nada para contrarrestar la propaganda nacionalista. Y así nos va.

Resultado de imagen de nacionalismo catalán imagenes

Se empieza multando a los comerciantes que rotulan su negocio en castellano, se continúa impidiendo la escolarización en castellano y se termina señalando como traidor o indeseable a toda persona que no comulga con las ruedas de molino del nacionalismo catalán.

 

Fuera de Cataluña también ocurren cosas.

El enfrentamiento entre el Gobierno central y la Generalitat catalana se está convirtiendo en una cortina de humo para no mostrar otros acontecimientos no menos trascendentes. Estos son:

El Banco de España informó hace una semana que de los 54.000 millones empleados en rescatar a la Banca sólo se han recuperado 3.800. De momento, ya se dan por perdidos 41.150 millones de euros de las ayudas públicas netas al sector bancario. En su momento, el Gobierno aseguró que no iba a costar ni un euro de dinero público. Ese mismo día, la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) perdonaba multas de unos 1.100 millones de euros a varias grandes compañías por saltarse las normas sobre competencia. Entre estas compañías encontramos a algunas tan destacadas como Orange o Telefónica. Por cierto, la cúpula de la CNMC está implicada en la salida a bolsa de Bankia, al igual que la del Banco de España. Pero ambas cúpulas se han salvado de momento, pues la Audiencia Nacional ha decidido no procesarlas. Quién no se librará de ir a juicio será el ex-ministro aznarista Ángel Acebes. No es el único ex-ministro del PP que ha sido imputado. También Alberto Ruíz-Gallardón, aunque por otra causa: el desvío de dinero para comprar la filial iberoamericana del Canal de Isabel II, Inassa.

Otro acontecimiento relevante,-y sospechoso-, ha sido el incendio que se produjo en la Ciudad de la Justicia de Valencia. Esto ha motivado que se haya paralizado toda actividad judicial por tiempo indefinido. Numerosos expedientes judiciales se han quemado.

Y se ha producido una manifestación masiva en Linares (Jaén) de protesta contra el desempleo estructural que sufre esta localidad andaluza. Digo masiva porque han acudido a ella entre 30.000 y 40.000 personas de una población total de 60.000. Es decir, entre la mitad y las 2/3 partes.

Resultado de imagen de manifestación por el trabajo en Linares imagenes

Manifestación por el trabajo en Linares.

Y ya en Cataluña, prosigue el proceso judicial contra los responsables del entramado  de corrupción del caso del 3% con la retirada del pasaporte  a un antiguo conseller de la Generalitat. Conseller de Justicia, además.  No es el único afectado por la investigación; el director general de la Fira de Barcelona, ha sido imputado.

Para colmo, se prevé que la situación económica mundial empeoré nuevamente.

En fin, el panorama es bastante desalentador. Les he hecho un resumen de lo más destacado. Para una información más amplia de estas y otras noticias que les he resumido:

Violeta Muñoz.

http://www.elboletin.com/noticia/153462/nacional/todo-lo-que-ha-pasado-mientras-mirabas-a-cataluna.html

 
Deja un comentario

Publicado por en septiembre 28, 2017 en Ciudadanía, Manipulación informativa

 

La lucha de los repartidores de plataformas como Deliveroo o Foodora por unas condiciones laborales dignas.

Si hay un campo del mercado laboral donde se están experimentando actualmente nuevas estrategias de organización de la protesta, este es el de los repartidores de comida a domicilio de plataformas como Deliveroo o Foodora. Estamos hablando de un sector extremadamente precario, donde los trabajadores tienen que poner ellos mismos todo aquello con lo que trabajan, empezando por las bicis, pues la empresa se desentiende de proporcionarles nada. Es decir, los repartidores se hallan completamente desprotegidos. A esto se ha llegado por medio de una serie de legislaciones anti-trabajadores redactadas ad hoc de las exigencias del neoliberalismo. La Reforma Laboral del Gobierno de Mariano Rajoy sería un claro ejemplo. Pero también la Jobs Act, de Mateo Renzi en Italia, la Loi Travail en Francia, a la que se suma ahora la nueva Reforma Laboral de Macron, etc. Y esto es así, porque los trabajadores de estas empresas han conseguido crear comunidades por medio de grupos o aplicaciones cifradas de mensajería instantánea. De esta manera, lograban reunirse  en los mismo lugares de una misma ciudad. Se formaban entonces asambleas o reuniones libres del control de la plataforma, que no podía evitar que  estas tuviesen lugar. También hay que tener en cuenta que un número significativo de estos trabajadores venían ya con la experiencia previa de haber participado en movimientos sociales cuyo lugar de acción habían sido el ámbito urbano y la Universidad. Esto ha dado lugar a la formación de organizaciones de base.

Aunque la huelga sigue siendo un método de lucha al que recurrir, está va acompañada del intercambio de información y experiencias con los movimientos sociales y con ciudadanos con conciencia crítica a los que logran adherir a su causa. De esta manera se consigue que su lucha no sea sólo la lucha de los trabajadores de reparto a domicilio de tal o cual plataforma, sino la lucha de todos los trabajadores y ciudadanos.

Este movimiento de protesta comenzó en Gran Bretaña y se ha ido extendiendo a los principales países europeos. Es decir, lo que comenzó como un movimiento local en Londres, rápidamente se extendió a otras ciudades británicas como Brighton, Middesbrough, Manchester o Glasgow, y por último se transformaría en internacional al aterrizar en Turín, Berlín o Valencia.

El movimiento británico empezó en el momento en que los trabajadores de Deliveroo fueron informados de que dejarían de tener un salario de 7 euros a la hora y un plus de un euro por reparto realizado a uno que sería únicamente de 3,75 euros por reparto. Es decir, se eliminaba el salario base, y día que no te salía ningún reparto, día que no cobrabas. La unión de diversas redes de repartidores que estaban distribuidas en siete áreas diferentes llevó a la huelga al cabo de una semana. La presión desatada por los repartidores consiguió doblegar a la empresa que tuvo que permitir que estos pudiesen elegir la forma en que serían remunerados. Los trabajadores crearon un boletín organizado por ellos mismos, el Rebel Roo.

El éxito de esta reivindicación hizo que dos sindicatos  se unieran a la causa: el Sindicato de los Trabajadores Industriales del Mundo (IWW) y el Sindicato de Trabajadores Independientes de Gran Bretaña.

El siguiente éxito en la lucha de este sector fue la huelga de los formadores de turnos de Bristol, y después la de Brighton. Las siguientes ciudades en organizarse serían Leeds, Liverpool, Manchester, Middesbrough, Portsmouth, Bath, Manchester y Glasgow. Fue tras esta eficaz y rápida expansión, que este sistema organizativo pasó a la Europa continental.

Resultado de imagen de strike off couriers of deliveroo in Great Britain images

En Turín ocurría lo mismo que en Londres: se pretendía que los trabajadores renunciasen al salario base para pasarse al sistema a destajo, en el que sólo cobraban si repartían. Aquí no se buscó volver al anterior sistema de salario base, sino que se conformaron con que se les subiese el pago por reparto 1,10 euros más (de 2,70 a 3,80). Fue una victoria pírrica, porque si bien consiguieron esa subida, inmediatamente después, los 15 trabajadores que más se habían significado en esta lucha, fueron despedidos. Además, Foodora, la plataforma de reparto a domicilio llevó a cabo una campaña de nuevas contrataciones a gran escala que neutralizó la capacidad operativa de la organización laboral. De esta manera, el activismo de los trabajadores había sido derrotado.

Resultado de imagen de strike off couriers of deliveroo in Turin images

En Francia, las protestas fueron más desorganizadas, y convocadas en ocasiones, casi en el último momento. El nerviosismo de los jefes de la plataforma desembocó en el uso de la policía contra los manifestantes.

En Alemania, la demandas abarcaban un amplio abanico: garantía de que hubiese suficientes horas de trabajo semanales como para poder vivir de este, que se pagasen todas las horas realmente trabajadas, que se dispusiese de una hora semanal para organizar turnos y que esta hora fuese remunerada, y por último, que se les pagase un euro más por reparto realizado. El hecho de que bastantes plataformas de reparto apoyasen estas reivindicaciones unido al apoyo que les había prestado el Sindicatos de Trabajadores Libre, logró que Foodora tuviese que negociar.

Pero donde se producirían las manifestaciones más numerosas fue en España. Deliveroo actuó tomando represalias y despidiendo a 13 trabajadores. Esto incentivó más las protestas, y el 2 de julio pasado tuvo lugar una huelga de tres horas (de 20h a 23 h) en Madrid, Valencia y Barcelona. Las reivindicaciones eran: la seguridad de poder trabajar como mínimo 20 horas semanales, que por lo menos se pudiesen realizar dos repartos a la hora, y que parase el hostigamiento que sufrían los trabajadores sindicados  por parte de la empresa.

A día de hoy estos movimientos de trabajadores se han extendido ya a Austria, Holanda y Grecia. Los movimientos de estos tres últimos países se han unido a las reuniones organizadas por sus homólogos de España, Italia y Alemania.

Resultado de imagen de repartidores de deliveroo en lucha imagenes

 

http://politicalcritique.org/world/2017/precarious-couriers-are-leading-the-struggle-against-platform-capitalism/

http://ctxt.es/es/20170830/Politica/14764/ctxt-deliveroo-political-critique-callum-cant.htm

 
Deja un comentario

Publicado por en septiembre 23, 2017 en Ciudadanía, Unión Europea

 

Un inteligente artículo sobre el inquietante futuro que les espera a los que se jubilen en el futuro y sobre la destrucción del sistema de pensiones.

Acabo de leer un artículo que produce auténtico desasosiego sobre lo que va a pasar con los que nos jubilemos dentro de varias décadas, y con lo que está ya pasando con personas ya jubiladas. Entre otras cosas se habla sobre la próxima eliminación de las pensiones de viudedad por parte del actual Gobierno. Una política económica realmente inhumana que te hace preguntarte en qué clase de país vives.

Aquí les dejo un el artículo, que viene firmado por Julián Ayala Armas y Luis Pérez Sericho, Presidente y Vicepresidente, de la Asociación para la Defensa de las Pensiones Públicas de Canarias, y publicado en el diario digital Kaos en la red.net.

http://kaosenlared.net/no-la-crisis-sino-las-politicas-economicas-del-pp-lo-esta-arruinando-sistema-pensiones-publicas-espana/

Imagen relacionada

Resultado de imagen de pensionistas imagenes

 
Deja un comentario

Publicado por en septiembre 3, 2017 en Ciudadanía

 

Reflexiones sobre la cuestión judía (Jean Paul Sartre, 1.944). Una interesante aproximación a la condición judía y sus desventuras durante siglos.

Me ha parecido interesante la lectura de este ensayo escrito por el legendario filósofo Jean Paul Sartre (1.905-1.980) acerca de la condición judía y su significado y consecuencias. El libro reflexiona sobre como la condición de judíos ha perseguido a estos en todas las facetas de su existencia. De como el resto de la sociedad, aunque no les discrimine directamente, siempre les tratará como a un cuerpo extranjero y extraño. Es decir, que la condición judía siempre les será recordada por quienes no lo son, y la integración social de los judíos,-incluso cuando logran ocupar altos puestos en la jerarquía socio-económica-laboral-, siempre será más aparente que real. Esto ha llevado a muchos judíos a tratar de borrar cualquier vestigio de su identidad y a tratar de vivir como no judíos. En cierto modo, a odiarse a sí mismos, y a adoptar neuroticamente el antisemitismo de sus enemigos, dado el permanente castigo social que tenían que pagar por ser judíos. Pero de nada sirven esas actitudes de supervivencia, si la sociedad en que vives te va a seguir considerando un judío en sentido negativo, hagas lo que hagas. También se analiza el pensamiento antisemita y la actitud democrática-liberal frente a la cuestión judía, dandosé a entender que el demo-liberal siempre será un alíado débil e ineficaz del judío, pues por su propia condición demócrata, se ve obligado a respetar todas las posiciones políticas e ideologías por inaceptables o intolerantes que resulten-, y también por tanto, el antisemitismo. El libro es interesante, aunque hay que tomar en cuenta que fue escrito en 1.944, cuando se estaba produciendo el Holocausto, no existía todavía un Estado judío y los judíos solían estar en posición de inferioridad. Hoy día, las cosas han cambiado mucho, y creo que los judíos ya no se encuentran en esa penosa y humillante situación,-por lo menos en el mundo occidental. Para muchos, además, desde 1.948, habrían pasado de ser víctimas a verdugos, sobre todo en lo referente al trato dispensado a los palestinos y a otros pueblos árabes. Por tanto, hay que tener en cuenta que esta obra es hija de su momento. Hoy quizás, junto a ciertos pasajes algo reiterativos, su mayor defecto, es que desprende cierto victimísmo, que luego las organizaciones sionistas han hecho suyo para justificar cualquier acción de Israel por condenable que fuese.  Los capítulos 1,2 y 4 están escritos con bastante sencillez. El 3, en cambio habla sobre corrientes filosóficas, especialmente el racionalismo, así como cita a numerosos filósofos/pensadores, y al moverse en esos caminos, resulta de más difícil lectura y comprensión, por lo que requiere un considerable esfuerzo. Con todo, es una obra interesante. Sobre todo porque nos hace ponernos en la angustia vital de las víctimas al tiempo que nos muestra el cerrilismo intelectualmente inconsistente de los propagadores del odio.

Jean Paul Sartre. Reflexiones sobre la condición judía- Seix Barral. Biblioteca Formentor.

Resultado de imagen de Sartre imagenes

Jean Paul Sartre.

Resultado de imagen de french jews images

Judíos franceses emigrados a Gran Bretaña.

 
Deja un comentario

Publicado por en julio 29, 2017 en Ciudadanía, Filosofía y Pensamiento.