RSS

La Guerra Filipino-Estadounidense. Lo que no se enseña en los manuales de Historia de EE.UU., porque no interesa.

08 Oct

La Guerra Filipino-Estadounidense , la primera Guerra de Liberación Nacional del siglo XX, fue un conflicto acaecido entre entre Filipinas (que por aquél tiempo aspiraba a la completa y real independencia) y el Ejército usurpador e invasor de Estados Unidos. Comenzó el 4 de febrero de 1.899 y terminó el 16 de abril de 1.902.

El Gobierno estadounidense había asegurado a los rebeldes filipinos que su único interés residía en derrotar a España, y de paso, ayudar a los filipinos a conseguir la independencia. El Presidente estadounidense McKinley había declarado públicamente que la anexión de las Filipinas, “habría sido, de acuerdo con nuestro código moral, una agresión críminal”. Pero, tras la derrota española en la Guerra Hispano-Estadounidense, los EE.UU. se volvieron contra los filipinos, y se apoderaron de Filipinas, convirtiéndola en una colonia estadounidense.

McKinley explicaría que los filipinos eran incapaces de autogobernarse , y que Dios le había indicado que no podían hacer  otra cosa que educarlos y cristianizarlos, a pesar de que las Filipinas ya habían sido cristianizadas por los españoles a lo largo de varios siglos.

William McKinley (1.843-1.901), Presidente de Estados Unidos y opresor del Pueblo filipino, al que engañó con malas artes. Fue asesinado por un anarquista. No merecía un final mejor.

En diciembre de 1.898, Estados Unidos adquirió Filipinas y otros territorios de España por la suma de 20 millones de dólares, mediante el Tratado de París. sin embargo, los filipinos que ya habían declarado la independencia el 12 de junio, se opusieron a los términos del tratado. El 14 de agosto de 1.898, una tropa formada por 11.000 soldados, fue enviada a ocupar las islas.

El 1 de enero de 1.899, el Presidente títere Emilio Aguinaldo fue investido. Había sido llevado a Filipinas por la marina estadounidense. La tensión entre los soldados filipinos y estadounidenses fue en aumento. Según el Presidente estadounidense McKinley, los rebeldes filipinos estaban atacando Manila y eso justificaba el declarar la Guerra a Filispinas.A pesar de que el Presidente Aguinaldo en un primer momento había sido un títere de Estados Unidos, pronto perdió la confianza del gigante del norte y fue capturado por los norteamericanos.

Emilio Aguinaldo (1.869-1.964).

 

Ante estos hechos, Macario Sacay asumió la Presidencia filipina, pero en 1.906, fue engañado por el “Gobernador” estadounidense con una falsa oferta de amnistía y la promesa de un puesto en la proyectada Asamblea Nacional (en un marco republicano democrático). Sin embargo, él y sus guerrilleros fueron ahorcados por orden del Gobernador el 13 de septiembre de 1.907.

Macario Sakay (1.870-1.907).

Durante la contienda, murieron 20.000 militares filipinos y 4.234 estadounidenses. Pero lo más importante, fue que el número de civiles filipinos que perecieron como consecuencia directa de los enfrentamientos armados entre ambos ejércitos, sobrepasó el 1.000.000 de personas. Es decir, más del 10% de la población total de Filipinas, que entonces estaba en unos 9.000.0000. de personas. Por estas razones, estos hechos son también conocidos como el Genocidio Filipino.

Soldados estadounidenses en el Puerto de Manila (1.899).

La quema de aldeas, la tortura y las violaciones por parte del ejército estadounidense también fueron frecuentes. Otros actos habituales en las tropas estadounidenses fueron la quema de iglesias, la profanación de cementerios y la ejecución de prisioneros. Una de las torturas preferidas de los invasores estadounidenses era la cura de agua, que consistía en obligar al prisionero a beber enormes cantidades de agua, hasta que moría por colapso. Esta técnica, ya había sido usada habitualmente por la Inquisición durante siglos. El país de la Libertad y la Democracia usaba los métodos de la Inquisición para implantar el colonialismo más racista, explotador y abyecto que se pueda uno imaginar.

 

Filipinos masacrados por las tropas estadounidenses.

Tras la derrota, Filipinas se convirtió en una colonia de Estados Unidos, que implantó por la fuerza su “cultura” e idioma en el archipiélago. Finalmente, el 4 de julio de 1.946, tras la II. G.M., Estados Unidos concedió a Filipinas una independencia más formal que real.

 

Tropas estadounidenses posan orgullosas junto a los cadáveres de los campesinos filipinos a los que acaban de asesinar.Así funciona la lógica del capitalismo y el imperialismo.

 

Alto mando militar estadounidense en Cavite, Filipinas.

 

Soldados filipinos preparados para entrar en combate.

Fuente: Wikipedia. Guerra Filipino-Americana.

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en octubre 8, 2014 en Asia Oriental, Genocidio

 

Una respuesta a “La Guerra Filipino-Estadounidense. Lo que no se enseña en los manuales de Historia de EE.UU., porque no interesa.

  1. nicolas

    agosto 5, 2017 at 8:20 pm

    Indigna la impunidad del gobierno de USA a lo largo de su corta vida, Toda su historia ha sido enganar, traicionar, asesinar, mentir y tristemente hay gente que lo tiene idealizado.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: