RSS

Archivos diarios: enero 6, 2019

La sirena del Mississippi (Francois Truffaut, 1.969). Una apasionante película sobre lo autodestructivo/suicida que puede llegar a ser el amor hacia otra persona.

Hace un par de noches pude disfrutar de una película sensacional, con un ritmo vertiginoso y una espléndida narración donde se nos muestra lo absurdo y lo peligroso del amor incondicional. Sobre todo cuando ese amor se dirige hacia alguien que no nos corresponde o que incluso nos daña o nos desprecia. Pensar que el ser humano siempre obra de manera previsora y racional es desconocer las complejidades de los mecanismos que rigen la conducta humana.  Esa película sensacional es La sirena del Mississippi (1.969), una de las mejores películas del mítico Francois Truffaut (1.932-1.984). Su autor alcanzó la perfección con esta historia tensa, enervante, psicológica y muy amena. Un filme que podría situarse entre el drama pasional y psicológico y la intriga policíaca. Como espectadores contemplamos con impotencia y tensión como el protagonista actúa de un modo autodestructivo o temerario y queremos que abandone su actitud, pero no podemos hacer nada por impedir sus dañinas acciones porque no somos él, no estamos en su lugar. Y aunque lo pasamos mal con la historia, esta nos cautiva, atrapa o subyuga por la narración tan espléndida que posee, porque nos hace sentir algo similar a cuando disfrutamos de películas de suspense que nos mantenían en vilo. Aquí no hay suspense como tal porque todo  (o casi todo) queda muy claro a partir de cierto momento, pero hay un arrastre del espectador por el campo de acción de sus aparentemente glamurosos, pero realmente marginales personajes.  Truffaut dirigió esta obra con tal maestría que nada queda al azar. Todo está perfectamente encajado. Y al terminar, al espectador le queda una indiscutible sensación de haber asistido a un espectáculo sublime. Dicen que Truffaut admiraba mucho a Alfred Hitchcok y que incluso llegó a entrevistarse con él. Después de ver esta película, no me queda ninguna duda. En fin, no quiero dar demasiada información para no desvelarles nada importante. Consigan esta obra maestra y disfrútenla.

Resultado de imagen de La sirena del Mississippi imágenes

Resultado de imagen de La sirena del Mississippi imágenes

Resultado de imagen de La sirena del Mississippi imágenes

Resultado de imagen de La sirena del Mississippi imágenes

 
Deja un comentario

Publicado por en enero 6, 2019 en Uncategorized

 

Casa Gato. Un restaurante donde disfrutar de una insuperable comida alejado del bullicio del centro de Madrid.

Ayer pude disfrutar en compañía de dos grandes amigos de una de las mejores experiencias gastronómicas de mi vida. Me estoy refiriendo a Casa Gato. En este restaurante pudimos disfrutar de toda clase de manjares preparados y cocinados de una manera insuperable.  Aquí enumero las delicias que degustamos.

  • Sardinas ahumadas con romero y tomate semiseco (como entrantes compartidos).
  • Pulpo a la brasa.
  • Pollo de corral al curry.
  • Canelón de pato con foie.
  • Mil hojas de crema.

Es cierto que las cantidades son pequeñas y tienen un estilo muy minimalista. Pero está todo tan maravillosamente bueno y tan bien presentado. Tiene todo un sabor y una estética tan difíciles de igualar que sólo por eso merece la pena tener la experiencia de comer allí.

También destacar el excelente trato y servicio de los camareros, auténticos profesionales de la hostelería que ya quisiesen para sí muchos otros establecimientos de la capital. Lo mismo tengo que decir del resto de las personas que comían allí. Nada de voces altas ni gritos ni niños dando por saco. Gente educada.

Aunque obviamente no es un sitio de menú, Casa Gato no es un restaurante caro si nos atenemos a la rapidez y eficacia del servicio y la calidad gastronómica. Las sardinas ahumadas eran 15 euros (dividiendo entre los tres que eramos, 5), el canelón de pato, 18 euros y el postre de milhojas de crema (el mejor postre que recuerdo haber probado en mi vida), 6 euros, más las dos veces que nos trajeron el pan, 3 euros. Total, que yo comía por 32 euros. Me parece económico, teniendo en cuenta que todo fue perfecto: comida, tiempo de espera entre pedir un plato y cuando esté llegó a la mesa, el ambiente del lugar y la calidad de la comida y el trabajo de los camareros/as.  A destacar también, la original e inclasificable decoración de la parte de abajo (el restaurante, vamos).  Otra ventaja de Casa Gato es que está situado en Parque de las Avenidas, uno de los barrios más tranquilos y agradables de la capital. Un barrio estupendo para vivir, por cierto. Aconsejo reservar con al menos un par de días de antelación, sobre todo si se quiere acudir en fin de semana. Así que ya me dirán que les parece cuando vayan.

Resultado de imagen de casa gato avenida de bruselas

Resultado de imagen de casa gato avenida de bruselas

Resultado de imagen de casa gato avenida de bruselas

Casa Gato.  Avenida de Bruselas,53. M: Parque de las Avenidas, Línea 7. Teléfono: 910053004. No Cierra.

https://www.facebook.com/CasaGatoMadrid/?ref=py_c

 
Deja un comentario

Publicado por en enero 6, 2019 en Uncategorized