RSS

Mitología australiana. Los mitos ancestrales de los aborígenes.

17 Ago

Los mitos aborígenes australianos son las historias ritualísticas contadas por los pueblos originarios australianos dentro de cada uno de los grupos lingüísticos a los que pertenecen a lo largo del inmenso país insular.

Estos son los más representativos:

  • El mito de Port Philip: Se describe a Port Philip Bay como un lugar de tierra firme en algún momento en el pasado, y al río Yatra con un curso diferente, pasando por lo que entonces era el pantano de Carrum Carrum.

Imagen de la Bahía de Port Phillip tomada desde el aire.

  • El mito del litoral de la Gran Barrera de Coral en Yarrabah, al sur de Caims, habla sobre un litoral desaparecido que se encontraba en un  extremo de la actual barrera de coral, y da nombres de lugares que hoy día, están completamente sumergidos, utilizando los nombres de los tipos de bosques y árboles que alguna vez crecieron allí.

  • Los mitos del Lago Eyre que hablan sobre los desiertos de Australia central como lugares que alguna vez fueron fértiles y húmedos, y que los desiertos alrededor del Lago Eyre eran un jardín sin fin. Esta historia concuerda con la conclusión de los geólogos de que hubo una fase húmeda hasta principios del período Holoceno (Era Terciaria), cuando el lago pudo haber tenido agua en forma permanente.

 

Seres mitológicos australianos.

 Barnumbir.

Es una Diosa de la cultura yolngu en la Tierra de Arnhem que representa al planeta Venus; el cual anuncia la luz del nuevo día, y es considerada igualmente como estrella presagiadora de desdichas.

Según el pueblo yolngu, Barnumbir es la estrella de la mañana que por tener miedo de ahogarse en el río de la Vía Láctea, habría pedido ayuda a dos ancianas. Estas ancianas para poder ayudarla la ataron con una larga cuerda de luz en un árbol de la isla de Baralku; lugar desde el cual ella se encarga de guiar las almas al Paraíso. Se dice igualmente que para cuidarla, durante el día, una de las ancianas, la guardaría en una cesta.

 Representación de la Diosa Barnumbir.

Bunyip.

El Bunyip es una criatura mitológica del folclore australiano. Usualmente, los Bunyips son descritos como monstruos acuáticos. Rondan por pantanos, arroyos y ríos.  En las noches, pueden escucharse los sonidos que emiten, mientras devoran cualquier animal que se acerque a sus guaridas. Algunas características e descripciones comunes incluyen una cola de caballo, aletas, colmillos de morsa o cuernos.

Yowie.

Es considerado próximo al Bigfoot norteamericano, el Yeti del Himalaya y el Kunk de los Andes. Tiene la apariencia de un gorila terrible. Aparece en el campo de noche para comerse todo lo que encuentra a su paso, incluyendo seres humanos.

La Serpiente Arco Iris.

La Serpiente Arco Iris es un ser fundamental en la mitología aborigen. Pertenece al Tiempo del Sueño, una era anterior a la Humanidad en la que los Espíritus de los antepasados dieron forma al mundo físico y establecieron sus normas. Más que un Dios, la Serpiente Arco Iris es la suma de una serie de seres sagrados que forman parte de un gran número de historias o cuentos que conforman la espiritualidad aborigen. La Serpiente Arco Iris es la alegoría del agua, la creación y la fecundidad. Es decir, es fuente de toda vida.

Wondjina.

Los Wondjina fueron espíritus de la lluvia y las nubes y pintaron sus propias imágenes en las paredes de ciertas cuevas. Estos seres no tenían boca, la parte superior era ensanchada y tenían enormes cabezas con rostros parecidos a calaveras con ojos y nariz. Sus cabezas a menudo están rodeadas por plumas o auras luminosas. Los wondjinas tienen en común colores de negro, rojo y amarillo sobre un fondo blanco.

Según las creencias de los aborígenes, los wondjinas fueron los creadores de la tierra y el mar, así como de sus habitantes, y sus espíritus vivían en estanques. Un wondjina tenía poderes especiales, y si era ofendido, podía causar inundaciones e intensos relámpagos. A día de hoy, siguen creyendo que las representaciones rupestres de estos seres tienen poderes especiales y deben ser conservadas cuidadosamente.

Uno de estos wondjinas, Walaganda,  se convirtió en la Vía Láctea.

Alegoría de la Creación según la Mitología aborígen.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en agosto 17, 2014 en Mitología

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: