RSS

Operación Fork: Los británicos se disponen a conquistar Islandia durante la II. Guerra Mundial.

26 Abr

Uno de los hechos más desconocidos del siglo XX por el conjunto de la población mundial es la invasión británica de Islandia durante la II. Guerra Mundial. Habrá que preguntarse porqué. Tal vez porque presentar a la democrática y acorralada (en aquellos momentos)Gran Bretaña, como una potencia que invadía a países soberanos y neutrales (como era el caso de Islandia, en aquel momento) no quedaba bien en los libros de Historia que los vencedores de la contienda tenían previsto escribir para la posteridad.  Bueno, lo de que Islandia era una nación soberana hay que matizarlo. Lo era desde que en abril de 1.940, Dinamarca había sido ocupada por Alemania. Porque hasta ese momento, Islandia había pertenecido a otro país nórdico: Dinamarca.

Dinamarca había caído en poder de la Alemania nazi el 9 de abril de 1940. El 16 de abril, aprovechando esta situación, Islandia declara su independencia así como su posición neutral en el conflicto mundial. Situada en medio del Océano Atlántico, entre Europa y Norteamérica, Islandia tenía un valor geoestratégico de primer orden, y más en esos tensos momentos de guerra. Una vez ocupadas por los alemanes, Dinamarca y Noruega, Islandia era el único punto fuerte al que podía aferrarse Gran Bretaña en el Atlántico europeo. Había dos razones de peso para que el Gobierno de Londres decidiera atacar Islandia: 1) Era una zona estratégica fundamental a la hora de atacar a los submarinos alemanes, los cuales a su vez, atacaban a los convoyes de mercantes británicos en esas aguas y 2) el nuevo Gobierno islandés, surgido de la Declaración de Independencia respecto de Dinamarca,  se acercaba cada vez más al buen entendimiento con Alemania en detrimento de Gran Bretaña. Preocupados con esa situación, los británicos decidieron declarar la guerra a Islandia e invadirla.

Bajo el nombre de Operación Fork se diseñó el plan para invadir Islandia. Islandia no tenía ejército para defenderse. Desde que Dinamarca se había rendido, las tropas de ocupación danesas fueron desmovilizadas, dejando a la inmensa isla sin prácticamente ninguna defensa. Los únicos hombres armados en Islandia eran los miembros de la policía (70 hombres pobremente armados). Anclado en Reykajvíc (capital del país) se hallaba un mercante alemán llamado Bahía Blanca que tenía una tripulación de 62 hombres armados. Su presencia en el país nórdico fue casual ya que unos días antes, el barco chocó con un iceberg en alta mar y se vió obligado a realizar parada en Reykajvíc para reparar los daños.

En la madrugada del 9 al 10 de mayo de 1.940, tuvo lugar la invasión británica. La capital fue conquistada prácticamente sin lucha y no murió nadie. Uno de los primeros lugares  al que se dirigieron los invasores fue la embajada alemana, que se rindió sin violencia.Eso sí, el personal de la embajada quemó todos los documentos que pudo en la chimenea. En cuanto al buque alemán Bahía Blanca, sus tripulantes se rindieron sin provocar incidentes según las condiciones marcadas por la Convención de Ginebra. Tras la conquista de Reykajvíc, los marines británicos se hicieron en el mismo día con las ciudades de Havafjöróur, Sandskeió y Kaldaóames. Para el día 19, todo el territorio islandés había sido conquistado. Había concluido con abrumador éxito, la Operación Fork.

El entonces Primer Ministro británico, Winston Churchill prometió a los islandeses que en compensación por la ocupación se entregarían beneficios en el comercio anglo-islandés y que se respetaría la independencia con respecto a Dinamarca. Los islandeses no quedaron muy convencidos y esperaban que Hitler los liberase. Pero lo cierto es que el Füher tenía otras prioridades geoestratégicas mucho más acuciantes.

Durante la ocupación militar británica, todos los ciudadanos de nacionalidad alemana fueron detenidos y enviados a campos de concentración en Inglaterra. Debido a la falta de respeto y consideración con que actuaron los británicos contra los islandeses, crecieron las protestas contra Londres y finalmente, Gran Bretaña se vió obligada a traspasar la ocupación a EE.UU. en 1.942. Estados Unidos implantó 40.000 tropas en su territorio con lo que ejerció un control absoluto sobre el territorio en todo momento. A finales de 1.944, Islandia recobró su completa independencia a cambió de participar en la Guerra contra el Eje. De esta manera, Islandia consiguió separarse definitivamente de Dinamarca y ser un país soberano desde entonces.

Fuente: Eurasia 1.945.                        

Wikipedia.

Marines británicos, triunfantes, se retratan tras la captura de Reykajvíc.

Las tropas norteamericanas desembarcan en Islandia y reemplazan a las impopulares tropas británicas.

Lienzo que representa al destructor británico HMS Montrose, llegando al puerto de Reykjavíc.

Imagen

Islandia  continúa hoy día siendo un país desconocido y misterioso.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en abril 26, 2014 en II. Guerra Mundial.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: